En Navidad, repartiendo felicidad

Alegría, sonrisas, lágrimas…. Miradas de sorpresa y agradecimiento… ha sido la constante en las entregas de cestas esta Navidad.

Los repartos con camión, furgonetas, coches…. han sido casi diarios desde finales de noviembre!       Han sido más de 12.000 personas las receptoras directas de Navidad para Todos 2020. Todas con una difícil historia detrás, unos con problemas de paro, otros con personas que sufren alguna discapacidad, otras están solas con su bebe en situación precaria, o están enfermos, o sintecho… todas han recibido con sorpresa una cesta de Navidad este año.

 

Durante unos días ha sido un privilegio vivir tantas idas y venidas de personas voluntarias que han ido repartiendo felicidad por todo Madrid. “Hay experiencias que no se pueden explicar… ¡hay que vivirlas!”, dicen los voluntarios cuando llegan de entregar las cestas.  ¡Y damos fe de ello!

Compartimos dos testimonios de voluntarios que han estado preparando y entregando cestas y han querido escribir su experiencia:   Entrega anónima y Cuento de Navidad.

Han sido dos meses en los que hemos entregado cestas en bloque a entidades para que ellos las pudiesen distribuir evitando posibles contagios. Hemos repartido palets de alimentos a comedores sociales y otras entidades que distribuyen alimentos…

Y por supuesto hemos repartido cestas familia a familia, llevando a sus casas la esperanza y alegría de la Navidad.

Todos, voluntarios y receptores, hemos sentido agradecimiento y emoción de poder llevar y compartir la alegría durante estos días.

¡FELIZ NAVIDAD A TODOS!

 

A %d blogueros les gusta esto: