Aquí necesitamos agua: entregando en la Cañada Real

Aunque la Cañada Real tiene una longitud de 14 kilómetros, existe un sector especialmente crítico en las estructuras de las “viviendas” y espacios.

Es el kilómetro en el que se encuentran los “machacas”: personas drogodependientes que viven cerca de la parroquia Santo Domingo de la Calzada, que les ayuda a luchar por cosas tan básicas como la dignidad y a través de la cual canalizamos la ayuda que proporcionamos.

Nada más llegar se ven tiendas de acampada, las particulares viviendas de los “machacas”. Muy cerca, la parroquia y asistencia sanitaria que cada día ayuda allí mismo. En la parroquia también ayudan Cáritas y la Cruz Roja.

Por las mañanas se vive un proyecto muy bonito en el que Avanza ONG colabora: “Encuentros con dignidad”. Consiste en proporcionar desayuno y aseo y ducha matutino a los “machacas”. Desde Avanza llevamos materiales y productos de higiene para que esto sea posible. 

Pero ese día se necesitaba agua. Y es que a veces no nos damos cuenta de que un bien tan necesario como el agua no está disponible para todas las personas. Desgraciadamente, no todo el mundo en Madrid, ni en España, pueden disfrutar de una ducha o un vaso de agua con solo abrir el grifo. 

Por ello llevamos un palet entero de agua embotellada, para que las personas que no pueden acceder a ella no tenga este problema.